Considera que por su gran volatilidad, las criptomonedas no son reservas de valor. En cambio, les ve más potencial a las stablecoins.

El presidente de la Reserva Federal de los Estados Unidos, Jerome Powell, dijo que aunque el banco central sigue explorando el potencial de una moneda digital para la economía norteamericana, las criptomonedas como el Bitcoin no pueden servir como un reemplazo efectivo del dólar estadounidense.

Si bien, el bitcoin ha cobrado renovada fama en el último año, ya que la adopción de criptodivisas por parte de las grandes empresas disparó sus precios. Esto a los funcionarios del Gobierno estadounidense no parecen haberles impresionado.

Empresas como Tesla, MicroStrategy y Square han invertido en el token digital. Por otra parte, distintos actores del sector financiero se muestran interesados en el uso de las criptodivisas como activo alternativo.

La excitación por las criptomonedas permitió que Bitcoin alcanzara los USD 61.742 dólares a principios de este mes, ya que más inversores buscaban beneficiarse de la creciente popularidad del token.

Las dudas que provocan las oscilaciones de precio de las criptodivisas

Powell tiene sus dudas sobre las criptodivisas y sus supuestos casos de uso. Los tokens podrían ser un sustituto del oro, pero sus salvajes oscilaciones de precio hacen que no sean aptos para sustituir al dólar, dijo el jefe del banco central durante una teleconferencia organizada por el Banco de Pagos Internacionales.

“Los criptoactivos son muy volátiles -dijo Powell, negándose a hablar de criptomonedas- y, por tanto, no son realmente útiles como depósito de valor”, dijo Powell según cita el portal MarketWatch.

“No están respaldados por nada. Son más bien un activo para la especulación”, agregó.

Luego de los dichos de Powell, Bitcoin retrocedió levemente, un movimiento para nada raro dentro de la volátil cotización del token. La criptomoneda cotizaba justo por debajo de los USD 60.00 en la mañana del martes. Con un avance de más del 100% en lo que va del año.

La posibilidad de crear una moneda digital propia

Aunque en base a dichos pasados de reguladores estadounidenses no es probable que las criptomonedas obtengan el favor de la Fed, el banco central ha considerado la posibilidad de crear una moneda digital propia. La Fed se asoció con investigadores del Massachusetts Institute of Technology (MIT) en agosto para construir y probar una moneda digital del banco central. Los funcionarios buscaban conocer mejor las monedas digitales y su posible aplicación a través de las pruebas, dijo entonces la gobernadora de la Fed, Lael Brainard. Sin embargo, el token incluido en el estudio era meramente “hipotético”, añadió.

jerome Powell_Presidente de la Reserva Federal de EE. UU.
El banco central sigue explorando el potencial de una moneda digital para la economía norteamericana, dijo Jerome Powell.

Powell reiteró que, aunque el banco sigue estudiando el potencial de un dólar digital, es necesario un examen serio antes de que se implemente una moneda de este tipo.

“Para avanzar en esto, necesitaríamos el apoyo del Congreso, de la administración y de amplios sectores del público, y no hemos empezado realmente el trabajo de esa participación pública”, dijo el presidente de la Fed.

“Como somos la principal moneda de reserva del mundo, no necesitamos apresurar este proyecto. No necesitamos ser los primeros en el mercado”, concluyó.

Situadas entre la moneda digital de un banco central y las criptodivisas existen las monedas estables. Estos tokens contrarrestan la volatilidad de las criptomonedas vinculando su valor a activos más previsibles, como las monedas emitidas por los gobiernos.

Las monedas estables son “una mejora” respecto a las criptodivisas y “pueden tener un papel que desempeñar” en la digitalización del dólar, pero es poco probable que constituyan la base de un sistema de pagos global, dijo Powell. Cualquier candidato a una moneda global controlada por una empresa privada merece “el más alto nivel de expectativas regulatorias”, añadió.

 

Fuente: infobae