Macron y Le Pen van al ballotage. Obtuvieron el 27.84 %y 23.15% de los votos respectivamente. El 24 de abril será la definición.

“El actual presidente, el centrista Emmanuel Macron (27,84%) y la candidata ultraderechista Marine Le Pen (23,15%) pasaron al balotaje en la primera vuelta de elecciones francesas que, aunque con algunos cambios, volvió a dibujar el mismo escenario que en la anterior cita presidencial, en 2017. La fecha clave ahora es el 24 de abril, cuando los franceses están llamados a elegir a su nuevo mandatario para los próximos 5 años”, eso informa el medio France24 sobre las elecciones en Francia.

Lo llamativo de los resultados que arrojaron los comicios es que se parecen a los de 2017. En aquel entonces también, el ahora presidente, Emmanuel Macron, y la ultraderechista Marine Le Pen llegaron en los primeros lugares en su carrera al Elíseo.

En carrera por el Elíseo

En síntesis, el saldo que dejó el domingo, 10 de abril fue que, Macron, candidato centrista de La República En Marcha, se hizo con el 27,84% de los votos frente al 23,15% que obtuvo Le Pen, la ultraconservadora de Reagrupación Nacional.

Mientras que, el izquierdista Jean-Luc Mélenchon quedó a menos de un punto porcentual con el 21,9% de los votos entre el electorado del país europeo.

Ahora las miradas están puestas en el 24 de abril, fecha en la que tendrá lugar la segunda vuelta, en la que los candidatos medirán los resultados de sus esfuerzos por ganar al electorado francés en estos pocos días. Se podrá entonces observar, quién convenció a la población con sus propuestas, si cuáles cosas priorizaran los franceses a la hora de decidir a quién prefieren que gobierne la segunda economía de la Unión Europea y la séptima del mundo durante los próximos 5 años.

Lo que dijeron los otros candidatos

El uso de la memoria nos permite recordar que, en 2017, Macron, con el 66,1% de los votos, derrotó a Le Pen, quien obtuvo el 33,9% del apoyo de los electores.

“Votaré en conciencia por Macron”, señaló Valérie Pécresse, la candidata de los Republicanos. A su sentir se unieron Yannick Jadot, el representante de Los Verdes y Fabien Roussel, del Partido Comunista. Incluso, Mélenchon, de la Francia Insumisa, dijo durante su discurso tras conocer las primeras proyecciones de los resultados que sus electores “saben a quién no tenemos que votar” y que no había que dar “ni un voto para Le Pen”, resume France24.

Macron versus Le Pen

“Emmanuel Macron, si por alguna desgracia fuera reelegido, se sentiría totalmente libre de continuar con su política de destrucción social”, dijo Le Pen en una visita a una zona rural al sureste de París, burlándose de sus comentarios sobre los planes políticos de ella e instando a él para leer su manifiesto, informa la agencia Reuter.

Y agrega que Le Pen advirtió sobre “las ‘nubes oscuras’ que la inflación arroja sobre Francia”, y que “Macron no había protegido a los franceses y agregó que, si fuera elegida, recortaría el IVA sobre la energía y lo reduciría a cero para 100 alimentos esenciales y productos de higiene ‘para que los franceses pueden continuar poniendo combustible en su auto… y alimentarse’”.

La respuesta de Macron no se hizo esperar, sino que disparó: “La señora Le Pen es una demagoga. Es alguien que le dice a la gente lo que quiere escuchar cuando quiere escucharlo” según le cita el diario La Voix du Nord.

También puede interesarle leer:

Francia 2022 | Macron fue reelecto

“El grupo de empleadores Medef de Francia dijo que los planes de política de Macron estaban en mejores condiciones para ayudar a impulsar el crecimiento en Francia, mientras que el proyecto de Le Pen llevaría al país a la zaga de sus vecinos y desencadenaría ‘un aumento muy fuerte y sin fondos en el gasto público (que) arriesgaría poniendo al país en un callejón sin salida’”, dice Reuter.

Y siguiendo con la contrapartida, agrega: “Le Pen, que ha dejado intacto el núcleo de su programa antiinmigración de extrema derecha, ha centrado su campaña en políticas sociales, incluida la reducción de la edad de jubilación a 60 años para quienes comienzan a trabajar antes de los 20, la eliminación del impuesto sobre la renta para los menores de 30 años, y la reducción del IVA sobre la energía del 20% al 5,5%. Ella dice que sus números se suman”.

Hay distintos aspectos en temas tanto, nacionales como internacionales, que los franceses tendrán que pesar a la hora de decidir por quien se inclinan para que ocupe el principal puesto del ejecutivo de la nación. Sin duda, como en toda campaña política, los protagonistas ensayarán distintos argumentos para desacreditar a su oponente, como toda clase de promesas para adornar su propia plataforma electoral en camino al palacio del Elíseo.