El hermanastro de Abdalá II, Hamza está acusado de participar en un complot para «desestabilizar» el país. Jordania en estado de alerta

El príncipe jordano Hamza, acusado de haber conspirado contra su hermanastro, Abdalá II, rey de Jordania, afirmó este lunes que no acatará la prohibición de salir de su domicilio que le transmitió en la víspera el jefe del Estado mayor jordano.

«Por supuesto que no acataré (las órdenes del jefe del Estado mayor, el general Youssef Huneiti) cuando me dice que no estoy autorizado a salir, tuitear, comunicarme con la gente y que solo se me permite ver a mi familia», dijo el príncipe Hamza en una conversación telefónica difundida a través de Twitter.

El domingo, las autoridades jordanas afirmaron que desmantelaron un complot para «desestabilizar» el reino, en el que estaba implicado el príncipe Hamza, hermanastro del rey Abdalá, y que arrestaron a varios sospechosos.

“Las investigaciones han permitido vigilar las intervenciones y los contactos con partes extranjeras para desestabilizar la seguridad de Jordania”, dijo el viceprimer ministro Ayman Safadi, al hacer referencia al príncipe Hamza.

Safadi agregó que hay detenidos entre 14 y 16 sospechosos.

«Orando para que la verdad y la justicia prevalezcan para todas las víctimas inocentes de esta malvada calumnia. Dios los bendiga y los mantenga a salvo», ha escrito en su cuenta de tweeter, la reina Noor de 69 años y madre del príncipe Hamzah bin Hussein supuesto líder de la conspiración contra su hermanastro y rey desde el fallecimiento del padre de ambos, el rey Hussein, en 1999

Por su parte, el jefe del Estado mayor jordano Yusef Huneiti, dijo que le príncipe Hamza fue notificado para “detener las actividades que podrían ser utilizadas para socavar la estabilidad y la seguridad del reino”, aunque, negó su detención.

El viceprimer ministro jordano Ayman Safadi afirmó el domingo que los servicios de seguridad «habían seguido durante un largo periodo las actividades y los movimientos del príncipe Hamza, de Cherif Hasán ben Zaid y de Basem Awadalá (antiguo asesor del rey) y otras personas contra la seguridad y la estabilidad de la patria».

Fuente: elperiodico